Teen daughter with arm around mother, both smiling

Pump Up Your Teen’s Self-Esteem

Desarrollar un sentido de identidad sano requiere esfuerzo, pero las recompensas son enormes

Los problemas relacionados con la autoestima, la presión del grupo de amigos o el rendimiento escolar, pueden derrumbar la confianza de un adolescente en un santiamén. Si añadimos a eso la enorme influencia que ejercen la presencia en línea y los medios sociales, el ego de tu adolescente podría resultar sumamente dañado.

Aunque es imposible protegerlo las 24 horas del día, existen medios para reforzar la autoestima y la confianza de tu hijo. Sigue leyendo para que aprendas cómo ayudarlo a contrarrestar el diálogo interior negativo, protegerse contra el acoso en el ciberespacio, y a salir victorioso frente a los retos, con su estado emocional seguro e intacto.

Nuevo Año Escolar, Nuevas Presiones

Septiembre puede ser un mes problemático para los adolescentes ya que el nuevo año escolar trae consigo el reencuentro de amigos, pero también nuevos e inesperados factores de estrés. De acuerdo a un estudio reciente presentado en la conferencia de las Pediatric Academic Societies, con el regreso de los niños a las aulas, hay un marcado aumento en pensamientos e ideación suicidas.

“Cuando observamos el número de niños en espera de colocación [en nuestro hospital] o a los admitidos de una vez, mes tras mes, hubo una gran diferencia”, dice Gregory Plemmons, M.D., presentador del estudio y profesor asociado de pediatría clínica en el Monroe Carell Jr. Children’s Hospital en la Vanderbilt University. Julio es el mes que presenta menos instancias de pensamientos e ideación suicidas; pero “vemos que esos números aumentan en cuanto empieza la escuela”, señala Plemmons, quien piensa que la constante presencia de los medios sociales y la socialización en general, pueden contribuir a ese aumento.

Eleva Su Autoestima

“La adolescencia puede ser una época difícil para la autoestima de cualquier joven. No es raro que, incluso un adolescente seguro, comience a cuestionar sus habilidades o a sentirse inadecuado, especialmente cuando se suman otros factores de estrés como la obligación de sacar buenas notas en la escuela y la presión del grupo”, dice Elisabeth George, LCSW, psicoterapeuta licenciada y autora de libros para niños sobre la gratitud, la empatía y la resolución de conflictos. “Los padres pueden ayudarlos reconociendo sus problemas y recordándoles a los adolescentes sus habilidades y fortalezas, y elogiando las conductas positivas como medios para contrarrestar el diálogo interior negativo”.

Aunque los adolescentes necesiten alejarse de sus padres buscando expresar su individualidad, George recomienda: “Busca esos momentos oportunos en los que pueden pasar tiempo de calidad juntos. Incluso durante un viaje en auto de 20 minutos, puedes tener una conversación para animarlo, apoyarlo y averiguar cómo le van las cosas en realidad. Una charla improvisada como esa puede hacer que tu hijo se sienta valorado y aproveche el momento para compartir contigo sus dudas o preocupaciones”.

Igual de importante es ayudar a tu hijo a encontrar cosas en las cuales ocuparse que lo hagan sentirse exitoso y capaz. Si bien puede estar luchando con las matemáticas, una fuerte aptitud para los deportes pudiera ayudarlo a compensar la balanza de la autoestima. “Muchos adolescentes se encuentran a sí mismos a través de la música, los deportes o el activismo, y desarrollan su confianza a través de tales actividades”, dice George. “Hallar un empleo, unirse a un club o tener la oportunidad de desarrollar un talento son cosas que fomentan el sentido de sí mismos en los adolescentes. Apoyando esos esfuerzos y ofreciendo orientación es como los padres pueden intervenir y ayudar”.

Refuerza Sus Habilidades de Adaptación

La manera en que tu hijo enfrenta los factores estresantes externos puede marcar la diferencia entre un fuerte sentido de sí mismo y otro más frágil. Con un riesgo mayor de intentos de suicidio por parte de las niñas, y de lograr dicho objetivo por parte de los varones, querrás asegurarte de que tu hijo adolescente tenga los recursos y técnicas de afrontamiento necesarios para superar las dificultades y presiones que lo rodean.

Como padre, por supuesto que quieres proteger a tu hijo contra los fracasos, pero aprender a lidiar con ellos es una valiosa lección de vida, una que se aprende mejor en una etapa temprana. “Cuando tu hijo comprende que el mundo no se acabará si comete un error, será menos propenso a sentir vergüenza y a tomarlo como una derrota personal, factores ambos que pueden minar su confianza y crear inseguridad”, explica George. Ayudar a tus hijos a reconocer que tienen opciones (en caso de que se les cierren las puertas por un lado) es muy importante para ayudarlos a crear valiosos recursos internos en los que pueden confiar más adelante. Y mostrar a tus hijos que tienen tu amor y apoyo incondicionales en los momentos difíciles, afianza el ancla emocional que necesitan.

Proteger a tu hijo contra el acoso en la escuela o en el ciberespacio, comienza con la educación, tanto la tuya como de la tu hijo. Visita en línea para que conozcas los hechos (www.stopbullying.gov/prevention), asiste a las reuniones de la Asociación de Padres y Maestros (PTA, por sus siglas en inglés) para compartir información con los maestros y otros padres, e inicia con tus hijos un diálogo permanente sobre lo que él y sus amigos están viendo y sintiendo.

“Establece un conjunto claro de reglas a seguir y haz seguimiento”, dice George. “Mantente alerta a los cambios de temperamento o comportamiento de tu hijo y abórdalos con sensibilidad y cariño. Reforzarle tus valores y creencias le ayudarán a poner de nuevo los pies en la tierra cuando se sienta desorientado”. El saber que siempre estás en su esquina puede mantener centrados a los niños, aun cuando la vida les lance una curva.